Inicio > Noticias

Noticias

26/04/2008 (Zapala, Neuquén, Patagonia, Argentina)

Visitando un bosque fósil de hace 160 millones de años

En el transcurso del proyecto que estamos desarrollando entre la Universidad de Zaragoza y la Universidad de Comahue con la colaboración del Museo de Zapala se ha realizado una campaña de prospección en la Formación Challacó en el centro de la provincia de Neuquén. Esta formación geológica tiene una antigüedad del Jurásico Medio (unos 160 millones de años), que es precisamente uno de los momentos en que se fragmenta el gran continente de la Pangea y empiezan a individualizarse los actuales continentes.

Hasta el momento, no se habían localizado restos de vertebrados en esta formación, lo que le hacía especialmente interesante para la búsqueda de dinosaurios. Se trata de areniscas y conglomerados depositados en grandes ríos, que poco tienen que ver con el paisaje desértico actual. Estos sedimentos contienen una inusual concentración de troncos fósiles silicificados. Hemos encontrado docenas de años, algunos de los cuales con más de 20 metros de longitud y más de cinco metros de diámetro, como el de la fotografía que está junto al Dr. Leonardo Salgado. Estos troncos fosilizados quedaron enterrados por antiguos ríos, en el momento de producirse grandes avenidas. En una primera aproximación parecen en su mayoría troncos de gimnospermas, parientes lejanos de las sequoias, cipreses y pinos actuales. También hemos encontrado niveles donde se han conservado de una manera exquisita las hojas fosilizadas, de manera tan abundante que forman niveles carbonosos.

Sin embargo, nuestro objetivo que era la búsqueda de vertebrados fósiles, especialmente dinosaurios no se cumplió. A pesar de prospectar durante muchos días por los espectaculares cañadones que se la erosión ha formación en la formación Challacó no encontramos ni una esquirla de hueso que nos diera esperanzas para seguir buscando. Esto suceden ocasiones, ya que los descubrimientos de dinosaurios también necesitan de un poquito de suerte. Lo mejor de esta actuación es que ha sido el inicio de la colaboración con el Museo de Zapala que ha estrenado dirección en el geólogo Alberto Garrido.


Ver listado de noticias